Alquila un útero

Una mujer de 64 años ha sido madre. Ha decidido libremente ir a EEUU para que le realizaran una inseminación y fruto de esta, ha tenido gemelos. Intentó esto mismo anteriormente, cuando tenía 58 años y tuvo una hija, cuya custodia le fue retirada porque consideraron los servicios sociales que estaba la niña en situación de abandono.

No voy a cuestionar si los 64 años, o los 58 son los aconsejables para ser madre o no. Personalmente no me veo a mi misma siendo madre de nuevo a los 64 años, qué pereza. Pero a ella sí le parecía bien… Insisto, no voy entrar a valorar si los servicios sociales actuaron bien o no antes, ni la supervisión que realicen ahora. Pretendo reflexionar sobre la noticia en  sí, que con 64 años ha sido madre.

Obsesionada con ser madre a la edad de ser abuela (El País).

Quién no ha leído en prensa noticias sobre señores que se casan con veinteañeras y son papás a la tierna edad de 70, 80… años. 87 años tenía Enrique Iglesias Puga, padre del ínclito Julio Iglesias (y lo sabes) cuando estaba esperando un hijo y no recuerdo comentario alguno acerca de sus facultades para ejercer la paternidad. Más bien referencias a la casta y bravura, a lo macho que era… El mismo Julio Iglesias, digno hijo de su padre, tuvo su último hijo a la edad de 66 años.

Una mujer debe hacer en cada momento lo que se espera de ella, eso parece. Cuando tienes 64 años, has de ser abuela, si no es así, algo has hecho mal por el camino.

Pero ahora lo de tener gemelos está de moda. Cristiano Ronaldo va a ser papá por maternidad subrogada. Él, que tiene 32 años, ha elegido esta modalidad para ser padre, para así dar hermanitos a su hijo. Por cierto, Cristiano tiene pareja… ahí lo dejo.

Antes que él lo han hecho los guapos Miguel Bosé, Ricky Martin, Jaime Cantizano… La hermosa Sofía Vergara también ha optado por esta forma de maternidad.


Se está discutiendo mucho acerca de esta forma de ser padre/madre. Los argumentos que esgrimen los que están a favor de esta práctica:

  • es lo mismo que donar órganos, óvulos o esperma
  • es una posibilidad para quienes desean tener hijos y por múltiples razones no pueden
  • se hace en otros países y sin problema alguno
  • es un acto de generosidad y altruísmo

Quienes dicen no tienen un único argumento principal:

  • es una nueva forma de explotación del cuerpo de la mujer

Alguien me explica dónde está la necesidad de Cristiano de ser padre? Alguien me razona que él no puede tener hijxs de otra manera? Alguien se imagina a Pilar Rubio, Elsa Pataky, Amaia Salamanca, Eva González…. embarazadas solidariamente para hacer feliz a Jaime Cantizano? Yo no.

Entre los derechos que tenemos los seres humanos no está el de ser padres o madres, tenemos derecho a la vida, a una vida digna, la libertad… Pero ser madre o padre no es un derecho que nadie haya de cubrir. Lo que sí está claro para estas empresas, es que para cubrir este derecho lo único que hace falta es pagar una cantidad sustanciosa de dinero.

Qué diferencia hay entre vender tu útero para que se geste una vida o vender un riñón, hígado… casquería variada.

Al final TODO es negocio con nuestro cuerpo, contenedor de eyaculaciones o contenedor de bebés. Que alguien me demuestre que esto no se hace por dinero. Se juntan dos necesidades: la de ser padres/madres y la necesidad de quien tiene que comer. Hay alguien que vende un servicio, hay alguien dispuesto a pagar por éste. La oferta y la demanda, pura y dura. Nueva forma de explotación.

Hablar de altruísmo y de generosidad es muy difícil cuando estamos hablando de dinero y están por medio el cuerpo de una mujer y un niño/niña.

Conoces las tarifas? Por ejemplo en Universal Subrogacy (me niego a linkar la web para darle tráfico, lo pones en el buscador que uses) se ofertan los servicios y las tarifas

Precios actualizados marzo 2017 gestación subrogada en Ucrania:

Programa 1: FIV con óvulos propios: 35.750 euros

Programa 2: FIV con óvulos donados: 37.750 euros

Programa 3: FIV con óvulos donados; DGP (Diagnóstico genético preimplantacional). Trasnsferencias FIV ilimitadas.

Hablan del «derecho a procrear».

Derecho a procrear: derecho humano de segunda generación procrear. El derecho a procrear forma parte del grupo de los llamados derechos humanos de segunda generación, fundados en el principio de autodeterminación. Agrupa los derechos sexuales y reproductivos reconocidos por primera vez en la Conferencia Mundial sobre Población y Desarrollo de 1994 y en la IV Conferencia Mundial de la Mujer en 1995.
Estos derechos se basan en el reconocimiento del derecho básico de todas las parejas e individuos a decidir libre y responsablemente el número de hijos, el espaciamiento de los nacimientos y el intervalo entre estos, y a disponer de la información y de los medios para ello y el derecho a alcanzar el nivel más elevado de salud sexual y reproductiva.
También incluye el derecho a adoptar decisiones relativas a la reproducción sin sufrir discriminación, coacciones ni violencia, de conformidad con lo establecido en los documentos de derechos humanos.
Este tipo de derechos, considerados como los más humanos de los derechos, tiene consecuencias prácticas en diversas cuestiones relativas a las técnicas de reproducción asistida, en especial la gestación por sustitución.

Derechos de segunda generación??? (ver) Estos derechos están relacionados con la solidaridad, figurarían:

  • El uso de los avances de las ciencias y la tecnología
  • La solución de los problemas alimenticios, demográficos, educativos y ecológicos
  • El ambiente
  • Los derechos del consumidor
  • El desarrollo que permita una vida digna
  • El libre desarrollo de la personalidad

Un poco cogido con pinzas? Frente a tu deseo de ser madre o padre, está el derecho de una mujer a una vida digna. Cómo verificar que esa mujer se está sometiendo a este proceso de manera libre y voluntaria, y no que se presta a este proceso porque no lleva una vida precisamente digna.

En la web además habla de que ya son más los hijxs fruto de la subrogación que de la adopción.

Si bien es muy arriesgado facilitar datos concretos de los nacimientos mediante gestación subrogada, ya que los consulados no facilitan dicha cifra, sí se confirma que ha aumentado tanto la demanda de esta técnica de reproducción asistida como el número de países en los cuales se puede realizar. Se estima, además, que el pasado año el número de niños y niñas nacidos por este método e inscritos como hijos de padres españoles superó a los adoptados.

Me parece horrible, hay niñas y niños deseando dar amor y demandándolo. Abrazos y besos dados al aire, que nadie recibe. Quiero un hijo de mi propia sangre, quiero perpetuar mis genes. Y mientras niños sin adoptar. Qué ganas hay de verdad de ser padre/madre? Qué necesidad se está cubriendo? Es una necesidad o es un capricho/lujo?

Además resulta interesante saber que mientras para adoptar un niñx has de pasar un test de idoneidad, para hacer una subrogación sólo basta con tener el dinero. De hecho, en la web presumen de que es algo más sencillo que adoptar.

Y si no te gusta el bebé, a madre o viene con alguna enfermedad, malformación?

Repetición gratuita del programa en caso de aborto. Sustitución de la madre subrogada en caso de contraindicaciones médicas etc: 47.750 euros

No especifica qué se entiende por «contraindicaciones médicas», pero mucho me temo que si me gasto 47.750 € quiero un precioso bebé sano, sanísimo.

Además cuáles son las ventajas de participar como gestante en este proceso?

El estudio “Surrogacy: the experiences of surrogate mothers”, de Jadva, Murray, Lycett, MacCallum & Golombok (2003), realizado a través de entrevistas a una serie de mujeres que habían sido madres gestantes en procesos de gestación subrogada, las razones que muchas de ellas aducían para decidir serlo fueron las siguientes: la motivación más común fue ayudar de manera altruista a ser padres a otras personas no capaces, seguida del poder disfrutar de la propia gestación y también conseguir la estima y respeto otorgado por la sociedad a la mujer embarazada; otras lo hicieron por autorrealización; para algunas fue un intento reparador espiritual y de liberación de culpa por algún aborto realizado o por la entrega o abandono de otro bebé previamente. Resulta llamativo que solo una minoría respondiera que lo hizo por motivos económicos.

Yo desde luego lo tengo claro, muy claro. Me indigna y me cuesta mucho trabajo ser imparcial con este tema. Ahora que cada una y que cada uno, piense lo que tenga a bien

Aquí os dejo el manifiesto por si queréis apoyarlo, conocerlo, difundirlo.

NOTA
Este artículo se enmarca en la sección de opinión de FELMA, cuyo objetivo, como su nombre indica, es promover vuestra participación. FELMA no se hace responsable ni del contenido ni de la forma de los artículos publicados en esta sección.  Si quieres puedes mandar el tuyo a info@felma.org. Te rogamos claridad, concisión y buena ortografía.

2 Comentarios

  1. Huffington Post publica una noticia en la que da la impresión de que la madre escoge la opción de alquilar su útero de manera totalmente altruista:

    http://www.huffingtonpost.es/2017/03/22/nikki-kuska-madre-subrogada-simplemente-raul-no-era-mio_a_21897539

    Claro, hasta que llegas al final y ves que les ha costado 120.000 € de los cuales 25.000€ han sido para la mujer que ha alquilado su útero. Queda fuera de dudas que este servicio es sólo para (muy) ricos, la pregunta es si ella no hubiese cobrado los 25.000 € lo hubiese hecho?

    Lo siguiente será donar riñones de la misma forma ‘altruista’?

    Como siempre el dinero (y la necesidad de las personas) al servicio de los caprichos de algunos (muy ricos).

  2. Sí, la verdad es que el artículo muestra una situación idílica, una mujer que lo hace voluntariamente. Queda claro que no necesita el dinero. Y entonces por qué cobra por el servicio?
    La generosidad y el altruismo no pueden llevar nunca aparejada una remuneración económica. Si es así estamos hablando entonces de otra cosa.
    Pero claro como estamos asistiendo, cada día que pasa más, a la perversión de manipularnos cambiando el significado de las palabras, ya casi nada significa lo de antes.
    A costa de dotarnos de razones cambiamos la forma de referirnos a los temas. No decimos «alquiler de un útero», en su lugar hablamos de «maternidad subrogada». En lugar de «vientres de alquiler», hablamos de «subrogación gestacional»… Todo muy aséptico… Al módico precio de 120.000 podemos llamar a las cosas como nos dé la gana.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*