¡Este 25N es de lucha! Vuestras políticas y recortes nos matan

Un año más salimos a la calle este 25 de noviembre para denunciar la situación en la que nos encontramos las mujeres y para luchar por nuestros derechos que nos han sido arrebatados históricamente.

Un año más las cifras de asesinatos machistas son escandalosas: son ya 90 mujeres asesinadas este año y por desgracia esta cifra seguirá aumentando; la brecha salarial sigue rondando el 25% en el Estado español, la precariedad de nuestros empleos sigue aumentando, nuestras pensiones siguen siendo míseras y aún lo serán más, seguimos siendo las más perjudicadas por la alarmante cifra de desahucios, el trabajo en el hogar sigue cargándose sobre nuestras espaldas, el cuidado de las personas dependientes y enfermas es casi exclusivamente nuestro, se nos sigue negando nuestro legítimo derecho a decidir sobre nuestros cuerpos y nuestra maternidad, se siguen utilizando nuestros cuerpos como mercancías para la venta de productos, se sigue dando una educación diferenciada a niños y niñas, seguimos cargando con el peso de ser las reproductoras de mano de obra barata para este sistema y, por si fuera poco, tenemos que seguir soportando el acoso en las calles, en los puestos de trabajo, en los centros de estudio y las actitudes machistas por doquier. En definitiva, seguimos estando relegadas a una profunda situación de opresión y explotación que, con el agravante de la crisis, el desmantelamiento de los servicios públicos y el aumento de la pobreza, se vuelve una situación insostenible para nosotras, por no hablar de la situación de las migrantes que viven aún peores condiciones de vida, de la trata de mujeres a nivel internacional, y de las prácticas como la ablación y la lapidación que llevan ya al extremo la negación del derecho a la vida de las mujeres en el mundo.

Y un año más tenemos que denunciar a los responsables: nuestra situación no es fruto de una biología diferente, es fruto de una política consciente que les permite seguir sacando beneficios de nuestra miseria y de la violencia que se cierne sobre nosotras. Tenemos que denunciar a la patronal, máxima garante del patriarcado; pero también tenemos que denunciar a sus representantes. Tanto el gobierno central del PP, pasando por el gobierno andaluz del PSOE, y llegando a la alcaldía malagueña del PP, día tras día utilizan todas sus herramientas para perpetuar el machismo en el Estado español, en Andalucía y en Málaga. Los “planes de igualdad” que se levantan en empresas e instituciones desgraciadamente sólo tienen a día de hoy una finalidad muy concreta: el lavado de cara de la patronal y de estos partidos que luego se ponen el pin feminista y salen a las manifestaciones por la igualdad de las mujeres, utilizando
nuestras reivindicaciones para sacar rédito electoral.

Es por ello que no estamos dispuestas a que sigan utilizando nuestras movilizaciones para sus fines. Vemos con una profunda rabia interior y colectiva como año tras año el 25 de noviembre se convierte en un paseo anual de lavado de cara de todos ellos. Ante esta situación, no tenemos más remedio que decir alto y claro que el 25 de noviembre no es un ritual de paseo por la ciudad de Málaga… El 25N es un día de lucha, organización y movilización, un día para denunciar nuestra situación actual, para luchar por nuestras ya históricas reivindicaciones y para exigir a los responsables que rindan cuentas. Además, aunque aplaudimos la lucha de las compañeras de la acampada de Sol, pensamos que un pacto de estado no es una fórmula mágica que pondrá fin a nuestra situación actual; la movilización, la organización y la unificación de la lucha feminista con otras son imprescindibles para construir la igualdad real.

Hacemos un llamamiento a construir una movilización en este sentido y, por tanto, a sumarse a un gran bloque que confluya en la parte trasera de la manifestación, un bloque por tanto crítico con la línea oficial que nos tratan de imponer y que trata de camuflar nuestra lucha, que construimos cotidianamente y no sólo un día o dos al año. Somos conscientes de que hay muchas compañeras y también compañeros, y muchas organizaciones sociales, sindicales y políticas, que comparten este planteamiento. A todas ellas y ellos lxs llamamos a este bloque crítico. Ya basta de rituales, hace mucho tiempo que decidimos luchar y pasar a la ofensiva por lo que es nuestro. Somos víctimas del sistema capitalista y patriarcal en que vivimos, pero no reivindicamos
nuestro victimismo: somos activistas combativas que llamamos a la emancipación individual y colectiva de las mujeres, que las llamamos a pelear cotidianamente en todos los ámbitos en que somos atacadas, a llevar un sindicalismo combativo y feminista en las empresas, y a construir un poder colectivo que, junto a otras luchas sociales, laborales y de cualquier otro tipo, logre poner fin a nuestra situación de explotación y opresión.

¡Este 25N es de lucha!

Organizaciones adheridas al Bloque Crítico: Café Feminista, Corriente Roja, Feministas En Lucha Málaga, Izquierda Anticapitalista Revolucionaria, Izquierda Revolucionaria, Libres y combativas, Málaga Ahora, Marchas de la Dignidad, No Hay Tiempo que Perder, Sindicato de estudiantes, Zambra.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Digg thisEmail this to someonePrint this page

Comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*