FELMA apoya la Huelga feminista en Suiza

 

Las compañeras suizas hoy hacen un paro feminista. Por qué hoy? Porque en 1991 hicieron algo similar y han decidido parar porque las cosas no cambian.

Porque la igualdad no es real, porque una mujer es asesinada cada 3 semanas, porque la brecha salarial es cada día más grande, porque conciliar es una utopía, porque los cuidados recaen en las espaldas de las mujeres, porque el reparto de tareas no es real … Nos suena?

Por eso desde FELMA queremos mandarles todo nuestro apoyo y decir alto claro que SI NOSOTRAS PARAMOS SE PARA EL MUNDO!!! Estamos con vosotras compañeras.

Mandad mensajes de apoyo amailto:comisioninternacional8m.sp@gmail.com o a grevefeministeinternationale@gmail.com.

Os dejamos el manifiesto de la Comisión Internacional 8M Estatal a la huelga feminista/de Mujeres

 

Sororidad conla Huelga Feminista/de Mujeres* en Suiza, 14 de Junio 2019

La Comisión Internacional 8 de Marzo del Estado Español se solidariza con el Colectivo Nacional para la Huelga Feminista/de Mujeres* de Suiza que tendrá lugar en los 26 cantones el próximo 14 de Junio de 2019.

En los últimos años las redes de apoyo y lucha feminista se han ido fortaleciendo y nos encaminamos hacia un movimiento feminista coordinado a nivel internacional. El 14 de junio en Suiza, nuestras compañeras se suman a la marea feminista que el pasado 8M volvió a demostrar su potencia a lo largo y ancho del globo. Desde la Comisión Internacional 8 de Marzo queremos expresar nuestro apoyo a la convocatoria de huelga que tendrá lugar el día 14 de junio en Suiza.

El 14 de junio es una fecha histórica para el movimiento de mujeres* en Suiza puesto que en 1991 tuvo lugar la primera huelga de mujeres en el territorio. Entendemos que este día y la huelga del 14 de junio de 2019 están conectadas con los movimientos y luchas a nivel internacional y que forman parte de un complejo entramado de redes de resistencia feminista.

Entendemos que la lucha contra el patriarcado, el racismo y el capitalismo, sistemas que ejercen violencia y opresión a nivel global, debe generar respuestas que, atendiendo a los contextos particulares de los territorios, generen redes de apoyo y resistencia globales. Las soluciones particulares a problemas sistémicos sólo refuerzan ejes de opresión que si bien empoderan a algunas mujeres* a nivel individual, refuerzan los sistemas de opresión de carácter estructural que violentan día a día a los sujetos más precarizados del sistema.

Nos identificamos con las reivindicaciones de nuestras compañeras en Suiza, tanto ellas como nosotras:

Formamos parte de las luchas contra las violencias machistas, por el derecho a decidir sobre nuestro cuerpo y nuestra vida, por la justicia social, el trabajo digno, la vivienda, la salud, la educación, la soberanía alimentaria y la laicidad.
Reivindicamos la despenalización del aborto en todo el mundo. Exigimos aborto legal ya, para todas en todas partes. Educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal, seguro y gratuito para no morir. Las mujeres deciden, la sociedad respeta, el Estado garantiza y la Iglesia no interviene.
Formamos parte de las luchas que protagonizan mujeres que defienden sus tierras y los recursos de sus pueblos, incluso arriesgando su vida, amenazadas por el extractivismo, las empresas transnacionales, y los tratados de libre comercio; contra las viejas y nuevas formas de explotación.
Porque somos antirracistas denunciamos las políticas de muerte y los muros de la vergüenza que se levantan en las fronteras de Europa y el norte global; porque somos antimilitaristas estamos contra las guerras, que son una de las causas que obligan a muchas mujeres y menores a migrar, poniéndoles en situaciones de vulnerabilidad extrema; denunciamos los Estados autoritarios y represores que criminalizan la protesta social y la resistencia feminista.
Nos oponemos a las reacciones patriarcales que están teniendo lugar en distintas partes del globo ante el avance de las mujeres en el logro de nuestros derechos, y a sus alianzas con los fascismos, los fanatismos religiosos y la extrema derecha, que han situado a mujeres* y migrantes como objetivo prioritario de su ofensiva ultraliberal, racista y patriarcal.

Apoyamos la convocatoria de huelga del 14 de junio en Suiza porque supone un ejemplo de lucha en este horizonte común hacia la conquista de nuestros derechos. Mostramos nuestra solidaridad y total apoyo hacia todas las mujeres* que el próximo 14 de junio harán huelga en sus espacios de trabajo, remunerados o no, y saldrán a las calles para luchar por sus derechos. Porque seguimos tejiendo redes eco-transfeministas que acaben con el orden patriarcal, racista, colonizador, capitalista y depredador con el medio ambiente. Por eso desde diferentes colectivos y territorios iremos a Suiza a llenar las calles junto a nuestras hermanas.

Asimismo, os invitamos a participar en la asamblea internacional transfeminista que se celebrará el sábado 15 de junio en Ginebra.

¡NOS QUEREMOS LIBRES, NOS QUEREMOS VIVAS, FEMINISTAS, COMBATIVAS Y REBELDES!

La huelga feminista no se acaba nunca, todos los días son 8M y 14J.

Si nos tocan a una, nos tocan a todas.


Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*