Huelva 17J: Su lucha es nuestra lucha

Nosotras, las mujeres Feministas en Lucha de Málaga, hemos seguido las noticias aparecidas en los medios sobre las mujeres marroquíes agraviadas en los campos onubenses de la fresa, hemos compartido mensajes, convocatorias y eventos, como siempre que nos llegan nuevas sobre situaciones de violencia hacia las mujeres en cualquier parte del mundo, como nos hemos indignado recientemente con las víctimas de manadas, vecinos, familiares o policías y gritamos en las calles nuestra lealtad más firme: “Hermana, yo sí te creo”.

Ahora toca estar con nuestras hermanas migrantes de Huelva.

Porque son trabajadoras sin derechos, mujeres sin igualdad, migradas sin justicia.

Nosotras hemos visto las imágenes que han recorrido televisiones y otros medios. Hemos oído sus voces en vídeos y reportajes, las de las mujeres agredidas y las de los cobardes chantajistas.

No somos ellas, no hemos estado en su piel ni en sus largas jornadas de trabajo; nosotras no ignoramos el idioma que hablan nuestros jefes, la mayoría de nosotras no hemos cruzado fronteras dejando atrás la seguridad de la familia, la tranquilidad del hogar, sus sonidos y sus olores…, somos diferentes, nosotras vivimos con ventaja.

Pero sus manos son iguales a las nuestras
-sus puños alzados también-,
sus vientres preñados y sus espaldas doloridas
son iguales a las nuestras,
su indignación y su ira ante la conculcación de sus derechos, ante el abuso y el silencio impuesto por los dueños de los campos
son iguales a las nuestras,
su resistencia a ser violadas
es igual a la nuestra,
su odio al agresor, el orgullo de su cuerpo, sus lágrimas, su rabia,
son iguales a las nuestras.

No somos ellas, pero estamos con ellas y su lucha es nuestra lucha.

Hermanas nosotras sí os creemos.

Por los derechos que reivindicáis, por que vuestra lucha no sea cooptada ni por los hombres compañeros, en su empeño en dirigiros, ni por nosotras, intentando protegeros; por el fin de la explotación a que os someten los fieles servidores de este sistema colonial, capitalista y patriarcal.

Contad con nosotras y algún día, en nuestra igual condición de clase luchadora expropiada del mundo, todas contaremos con todos.

Comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*