#25O Contra violencialaboral hacia las mujeres

25oSe habla de conciliación laboral como si ya fuese una meta alcanzada, pero ¿qué nos diríais si os contáramos que no muy lejos de aquí, en la empresa del hombre más rico del mundo, a las madres se les coacciona para que acepten trabajar por las tardes bajo amenaza de traslados? Pocas lo reconocerán abiertamente pero es una práctica que está a la orden del día. No importan sus familias, no importa que la ley les ampare, no importa que hayan reducido voluntariamente sus sueldos y jornadas para poder cuidar a sus hijos o hijas. Solo importan los horarios y el bien de la empresa. Una empresa con beneficios millonarios y que no dejan de crecer cada año a base de explotar a sus empleadas, dentro y fuera de nuestras fronteras. Esa empresa es Inditex, la dueña de gran parte de los comercios de esta zona. Pocas son las noticias que nos llegan a través de los medios y en las que nos muestran las condiciones de semiesclavitud en las que tienen a las trabajadoras en las fábricas de ropa de los países explotados, pero son miles de mujeres y niñas las que trabajan durante jornadas de 12, 14 y 16 horas diarias por sueldos que apenas les garantizan la supervivencia. Sin unas mínimas condiciones de seguridad, sin descanso, sin importarles a nadie; consecuencias estas de una globalización que nos vendieron como liberadora y que en la práctica solo sirve para que empresas del primer mundo puedan explotar con salarios del tercero pero vendiendo sus productos a precios de aquí. Capitalismo puro y duro.

Y diréis, pero su gente de aquí al menos tiene un trabajo y un sueldo dignos… ¿Qué creéis que les impide hacernos trabajar aquí en aquellas condiciones? Que aún hay leyes que se lo impiden. No dudéis de que si pudiesen nos esclavizarían igual. Una muestra de ello es el uso de becarias y becarios, el nuevo esclavismo del siglo XXI, a quienes hacen trabajar jornadas completas, cargándoles en muchas ocasiones con las tareas más duras, por una cantidad irrisoria y casi inexistente. Algunas se quedan, pocas; la mayoría son desechadas tras su explotación haciéndoles creer que no son lo suficientemente buenas en su trabajo…

Sobre éstas y otras verdades como los planes de igualdad, que hace ya algunos años ostenta este grupo empresarial orgullosamente y que no son más que herramientas de opresión patriarcal al contrario de lo que pretenden según su nombre, versará nuestra VII acción sobre las Violencias Machistas, con la que pretendemos hacer visible un tipo de violencia que se ejerce a diario sobre las mujeres, la violencia laboral.

Te esperamos el próximo martes, 25 de octubre, a las 19:00 h. en la calle Larios, en donde realizaremos además una de nuestras originales performance. Por favor, comparte este evento entre tus amistades y recuerda que «¡Si nos tocan a una, nos tocan a todas!


Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*